Río Negro le declaró la guerra a Cammesa y no va a pagar la deuda de su distribuidora de energía

El gobernador dijo, contundente: “No nos haremos cargo de la deuda de Edersa”, la empresa de la que el Estado provincial es accionista pero está operada por un fondo de inversión privado.

Después de la presión desde Nación para que Río Negro pague la deuda de 3.000 millones de pesos de Edersa, el gobernadorAlberto Weretilneck salió a hablar al respecto y fue categórico con su decisión. “Esta deuda no es responsabilidad de los rionegrinos. No nos vamos a hacer cargo”, ratificó el mandatario;al tiempo que aseguró que la Provincia siempre le permitió a Edersa que traslade el costo de abastecimiento a su factura, según publica este jueves el diario Río Negro.

“En definitiva,la deuda llegó a estos niveles porque Cammesa nunca exigió seriamente el cobro”, opinó Weretilneck.

LEE TAMBIÉNCammesa quiere que Río Negro pague la millonaria deuda de Edersa

El gobernador descartó el reclamo de Cammesa, quienesreclaman que la Provincia debe responder solidariamente por la deuda al ser el concedente del servicio.Señaló la Ley Nacional 26.944, de Responsabilidad del Estado.

Esta norma es clara al respecto en su artículo 6°,donde establece que el Estado “no debe responder, ni aún en forma subsidiaria, por los perjuicios ocasionados por los concesionarios o contratistas de los servicios públicosa los cuales se les atribuya o encomiende un cometido estatal, cuando la acción u omisión sea imputable a la función encomendada”.

La Provincia de Río Negro tiene un artículo similar en la Leyque al respecto sancionó la Legislatura.